miércoles, junio 29, 2011

“De hueso se hace la letra”, de Christian Formoso







Nunca me dijo hasta que lo dejó escrito: andas en tomas y ya no lo aguanto. Cuando la vi de nuevo yo temblaba de fiebre, de vino, de celo y del caldo de la noche. Sus manos de ellos y mi mano en un fierro: era el mismo amor enlazándolo todo. Y el fuego del fierro y la cabeza del otro: era el mismo amor enlazándolo todo. Llanto y gemido brotaron a la distancia, pero tal como ahora confundía las distancias: tú no te vas dijo zumbando mi fierro, le eché tres disparos a su casa, le puse un beso en sus ojos, y una piedra en su pecho, para que no se vaya.





en El cementerio más hermoso de Chile, 2008














1 comentario:

Abia dijo...

Extraño creo, pero muy lindo...